PRUS ofrece una solución integral mediante una depresión micro-controlada por ordenador, formando un pliegue cutáneo fisiológico que se moviliza mediante diferentes cabezales, según anatomía, indicación y finalidad que buscamos.
Los ultrasonidos de baja frecuencia amplifican esta acción ya que se utilizan junto com la depresoterapia.
El PRUS permite realizar una anamnesia individualizada; una análisis postural, morfológico, tisular, homeostático y de antecedentes patológicos.
Estimula selectivamente el tejido nervioso, linfático, venoso, arterial y adiposo.
Con el PRUS podemos realizar tratamientos terapéuticos, deportivos, estéticos y faciales.
Tratamientos que realizamos con el P.R.U.S